Relatos cortos

Naufragio

Solo quedaba esperar a que las corrientes marinas, y la suerte, hicieran su trabajo. Y así ocurrió; a las tres semanas fuimos rescatados. Ahora lo celebramos todos los años reuniéndonos para tomar una copita de brandy.

(Visited 65 times, 1 visits today)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo no se publicará.